El 2019 inició con un ralentizado dinamismo económico y se va confirmando el escenario de desaceleración del crecimiento pronosticado para el ejercicio anual. Enero estuvo marcado por una caída de -0,1% de la actividad económica, medida por el Índice Mensual de Actividad Económica (Imaep), según el Banco Central del Paraguay (BCP), por efectos de la sequía y dificultades en el sector industrial.

La generación de energía eléctrica de las binacionales y la producción agrícola fueron las actividades castigadas por las condiciones climáticas adversas, pues la primera sigue siendo afectada por el menor caudal hídrico del río Paraná, mientras que la segunda refleja los resultados de la merma sojera, detalla el BCP.

La actividad pecuaria, por su parte, reportó una leve disminución como consecuencia del menor faenamiento de ganado vacuno y porcino. Por el lado de la industria, el desempeño desfavorable se observó en la elaboración de aceites, fabricación de productos metálicos, cuero y calzado, maquinaria y equipo, industria de la madera y fabricación de metales comunes. “Estos resultados fueron atenuados por las variaciones positivas observadas en la producción de químicos, azúcar, papel, carne, bebidas y tabaco”, agrega.

En el sector terciario, mostraron un desenvolvimiento positivo los servicios gubernamentales, a los hogares, a las empresas, hoteles y restaurantes. Los servicios inmobiliarios, las telecomunicaciones y el transporte, al contrario, presentaron resultados desfavorables.

El Imaep, que excluye a la agricultura y a las binacionales, registró una variación interanual (comparativa con enero de 2018) de 1%, concluye la banca matriz.

El viceministro de Economía, Humberto Colmán, reconoció que los últimos datos de comercio exterior (caída de -6,3% de importaciones y aumento de apenas 0,6% de exportaciones, en febrero de 2019), así como la información disponible sobre el mercado laboral, son señales de desaceleración, aunque en menor severidad a la asignada por algunos sectores.

Señaló a los servicios, la industria y las micro y pequeñas empresas (mipymes) entre los segmentos con mayores rezagos en productividad, en coincidencia con su escasa participación en los mercados internacionales.

“Hay un rezago cuando se mira la producción por trabajador, es bajo en el sector de mipymes por la capacitación para el trabajo, la innovación y adopción de tecnología, y factores institucionales: Regulación de cómo abrir la empresa más rápido, cómo conseguir financiamiento; si tengo que cerrarla, poder hacerlo sin mayores costos en cuanto a patrimonio y capital”, explica.

El presidente del BCP, José Cantero, mencionó a la informalidad como uno de los principales obstáculos para el buen desempeño y el crecimiento de las mipymes. En respuesta a esta situación, se refirió a los proyectos de ley de quiebras, de sociedades simplificadas y garantías mobiliarias, a ser presentados al Congreso Nacional desde el Equipo Económico, como los instrumentos normativos con los que se apoyará al sector en cuestión. (UltimaHora-com)

http://www.elchaco.info/wp-content/uploads/2019/03/INFOGRAMA-2.jpghttp://www.elchaco.info/wp-content/uploads/2019/03/INFOGRAMA-2-300x300.jpgIsmael Vargas A.MundoResaltadoBaja,Economía,Paraguay,rezagada
El 2019 inició con un ralentizado dinamismo económico y se va confirmando el escenario de desaceleración del crecimiento pronosticado para el ejercicio anual. Enero estuvo marcado por una caída de -0,1% de la actividad económica, medida por el Índice Mensual de Actividad Económica (Imaep), según el Banco Central del...