Los Toronto Raptors debutaban en una final de la NBA pero no han notado el peso del momento histórico. El equipo canadiense ha dominado de principio a fin al campeón, los Golden State Warriors, para imponerse por 118-109 y anotarse el primer asalto de la serie por el título.

El equipo californiano nunca ha podido con el variado ataque de los locales, que ha encontrado muchas vías de anotación cuando su rival lograba limitar a su gran estrella, Kawhi Leonard. Mención especial para el ala-pívot camerunés Pascal Siakam, que ha liderado la ofensiva de los Raptors con 32 puntos y una serie de tiro sensacional (14/17), así como para el español Marc Gasol, que ha jugado un excelente partido para acabar con 20 puntos y 7 rebotes. Leonard ha fallado mucho en el tiro (5/14) pero ha acabado con 23 puntos, 8 rebotes y 5 asistencias.

Toronto ha dominado desde el principio ante unos Warriors que resistían gracias al acierto inicial de Stephen Curry en los triples. El base ha sido el único que ha tirado del carro en ataque en unos Warriors que esta vez sí han notado la ausencia del lesionado Kevin Durant. Pero a la que los triples han dejado de entrarle a Curry, los Raptors han estabilizado su ventaja entre los 6 y los 10 puntos, diferencia que separaba a los dos equipos al descanso (59-49). Marc Gasol ha llegado al descanso como máximo anotador del partido con 14 puntos (2/3 en tiros de dos, 2/3 en triples y 4/4 tiros libres), a los que añadía 5 rebotes, 2 asistencia y una recuperación.

La explosión de Siakam en el tercer cuarto (14 de sus 32 puntos) ha permitido a los Raptors contener los intentos de remontada de los Warriors y colocarse un par de veces con una máxima ventaja de 12 puntos. Apoyado en su excelente acierto en los tiros libres (29/31), Golden State no se ha rendido y ha logrado colocarse a solo tres puntos (90-87) a principios del último cuarto tras un tiro libre de DeMarcus Cousins, que reaparecía tras su lesión pero no ha tenido un papel relevante en el encuentro.

Sin embargo, los Raptors siempre han encontrado una solución a los problemas que les pudieran plantear los Warriors. Unas veces era un rebote ofensivo de Siakam, otras un triple de Danny Green o una entrada de VanVleet, incluso algún tiro a media distancia de Marc Gasol. El resto eran balones para un Kawhi Leonard que en la recta final ha estado a la altura de la gran estrella que es y ha metido algunas canastas decisivas en momentos importantes.

Los tiros libres de Stephen Curry (14/14) eran demasiado poco argumento para unos Warriors que necesitarán defender mejor en los próximos partidos si quieren aspirar a su cuarto título en cinco años. Recibir 118 puntos es demasiado para aspirar a la victoria. Por otro lado, recuperar a Durant sí que parece urgente ahora para Steve Kerr, y más tras retirarse cojeando André Iguodala tras un golpe en una entrada a canasta a poco más de un minuto para el final del encuentro. Y es que entre Curry Thompson anotaron 16 tiros de campo y todo el resto de los Warriors solo sumaron 18, lo que demuestra lo previsible del ataque de los californianos. Un 44% de acierto en el tiro y 17 pérdidas de balón acaban de explicar la derrota del campeón.

Klay Thompson, que ha acabado con 21 puntos, ha sido el único apoyo ofensivo de Curry en unos Warriors donde solo otro jugador, Draymond Green, ha llegado a los diez puntos.Al ala-pívot le han servido para sumar un nuevo triple-doble a su carrerra (con 10 rebotes y 10 asistencias), aunque su incidencia en el partido ha sido limitada. (Mundo Deportivo)

http://www.elchaco.info/wp-content/uploads/2019/05/NBA-1.jpghttp://www.elchaco.info/wp-content/uploads/2019/05/NBA-1-300x300.jpgGonzalo VargasDeporteResaltadoNBA,Raptors,Warriors
Los Toronto Raptors debutaban en una final de la NBA pero no han notado el peso del momento histórico. El equipo canadiense ha dominado de principio a fin al campeón, los Golden State Warriors, para imponerse por 118-109 y anotarse el primer asalto de la serie por el título. El equipo californiano nunca ha podido...